lunes, agosto 17, 2009

Animales en peligro de extinción

Shosho, por ejemplo, no corre peligro de extinciónReconozco que el calentamiento global me la suda. Pero incluso a un discapacitado moral como yo, se le encoge el corazón cuando contempla la extinción de ciertas especies. De algunas, no de todas. Por ejemplo, lo del tontolince me deja indiferente. Es un gato cagón con bigotes, que insiste el muy señorito en sólo comer conejos. Pues que le coma el susodicho a la lince y verá como disminuyen sus problemas y aumenta su población. No te jode...
De todos modos, quiero aportar algunas soluciones a la extinción de especies que molan un poco más. Por ejemplo:

El Oso Panda

Los osos pandas se extinguen por dos razones. La primera, es que les dio por hacerse vegetarianos. Estos bichos sólo comen brotes tiernos de bambú. Los más cachondos los mastican, dejan que se fermenten y produzcan cierta cantidad de alcohol, y luego se ponen alegres con la pasta resultante. El problema es que el bambú tiene muy poca energía, y cada panda invierte la mayor parte del día masticando la porquería de la que se alimenta.
Tomás Pandahorny es un panda con suertePero eso no es razón suficiente para la extinción: ahí están los koalas para atestiguarlo. Un koala se alimenta exclusivamente de asquerosas hojas de eucalipto, lo cual se debe parecer mucho a tragar pasta de diente mentolada. La dieta de los koalas los obliga a estar mascando la mitad del día, y durmiendo el resto, pero es difícil pasearse por un bosquecillo de coolibah sin que te caiga encima un koala somnoliento oliendo a Vicks VapoRub.
En realidad, los pandas se van a tomar por culo porque las pandas son unas estrechas de cuidado. Como hace falta mucho bambú por cabeza de oso panda, y son unos osos muy cabezones, son especímenes muy territoriales. Vamos, que las osas se han emancipado y acostumbrado a vivir solas como las tías solteronas de la especie humana. Además, se entretienen adoptando pequeños animalitos del bosque, como gatos y periquitos. Hay pocas cosas más tristes que una osa panda solitaria contemplando el crepúsculo y masticando bambú mientras conversa con su gato. Los chinos han intentado corregir el problema mostrando pelis porno a las hembras, pero sólo han conseguido que se hagan tortilleras.
La verdad es que no veo soluciones sencillas. Lo más sensato, bonito y barato es que adopten a osos normales. Me refiero a grizzlies, osos del Himalaya, osos yoguis y demás. Usted objetará que, propiamente hablando, así no se salva una especie. Y yo le digo, qué coño, que los humanos llevamos adoptando unos cuantos milenios, y a fin de cuentas, ¿quién ha dicho que los propios osos pandas sean verdaderos osos?

El Oso Polar

Le acaban de contar que la Antártida está llena de sabrosos pingüinosEl oso polar se extingue simplemente porque es gilipollas. Comprendo que un animal con canas por todo el cuerpo tenga que vivir en alguno de los casquetes polares. Pero, ¡coño!, si el animalito tuviese dos dedos de cerebro se habría ido al sur:
  1. En el sur, hay tierra. En el norte, hay agua. Para estar sobre la tierra, sólo tienes que estar. Para estar sobre el agua, tienes que nadar. Eso, o te hundes.
  2. En el norte, hay focas y esquimales. Las focas son muy listas, y los esquimales tienen muy mala leche, aparte de saber muy mal.
  3. Por el contrario, el sur está hasta la bandera de pingüinos. Los pingüinos proporcionan carne, huevos, leche... bueno, leche no, pero sí mucha diversión. ¿Qué más se puede pedir?
La única forma de salvar la especie es transportar a todos los ejemplares que se puedan localizar mediante una flotilla de helicópteros militares. Luego, al llegar a la Antártida, se lanzarían a tierra con paracaídas, mientras en los altavoces sonaría La Cabalgata de las Valquirias, para acallar los gritos de los pingüinos cagándose en nuestras putas madres.

El Oso Hormiguero

¿A que provoca envidia, el muy cabrón?El oso hormiguero no se extingue, de momento. Pero qué feos son, los pobrecitos. Y tienen también una dieta de mierda. Comen hormigas.
Ahora bien, si usted se sigue preguntando por qué con esas caras de mierda y esa dieta de mierda, el oso hormiguero sigue dando guerra, es que usted es una inocente alma de Dios...

El Cocodrilo Urbano

El pequeño Johnny, muerto de la risaLas perspectivas del cocodrilo urbano, o caimán de alcantarilla, son cada día más chungas. Mira que uno lo advierte: no compréis cocodrilos, coño, que no son animales de compañía. Sí, que de pequeñitos son muy monos, y la gente le pone nombres, como fue el caso del pequeño Johnny.
Pero el hideputa del pequeño Johnny creció muy rápido. Y un día se escapó de la jaula y se zampó al gato de la familia; el idiota del gato se creía que estaba jugando con una lagartija tocha. Y tuvo que venir el tío Freman con su pistola y cargarse al pequeño Johnny, antes de que el pequeño Johnny se merendase a la pequeña María o al pequeño Paco. Y lo peor de todo fue deshacerse luego del cadáver para evitar la multa. Menos mal que el del gato iba dentro...

Etiquetas:

18 Comments:

Anonymous D.E. escribió...

Opinión de una extraña:

- ¡Me encanta este sitio y no me pienso mover de aquí ni con agua caliente, y ya si eso, cuando sea capaz de cerrar la boca (de la sonrisa, digo), le comento alguna entrada, o algo! Aunque también cabe la posibilidad de que no lo haga, en cuyo caso no lo habré hecho.

(Estoy pensando que a lo mejor es por la hora (si es por la hora la culpa es suya), pero sea usted un desconocido/a ello ella lo que sea y mañana por la mañana cuando ya sea de día, siga siendo igual de divertido/a como me parece ahora.)

((Usted verá cómo.))

12:28 a. m.  
Blogger Freman escribió...

:) Gracias, D.E., y bienvenida. Y mientras más hables, mejor.

12:35 a. m.  
Anonymous D.E: escribió...

¿Qué quiere, más ruido? Llevo mil años (quizá alguno menos, pero a bulto…) navegando por internet y encontrando patanes, ramplones, voceros, tarados y gilipollas, más una absoluta falta de originalidad, gracia y naturalidad, que enciende el pelo. Ruido. De manera que cuando encuentro algún sitio en el que todavía se ve alegría e ingenio, me dan la comida hecha y lo único que tengo que hacer es sentarme a sonreír y disfrutar, no puedo menos que comerme a besos el ratón, ofrecerle mi mesita de centro para que suba usted los pies cuando quiera y quedarme cerca por si necesita un plátano o un vaso de aquarius, evitando a como dé lugar que desfallezca.

Pero si quiere ruido, puedo hacer ruido. Tengo el convencer fácil.

:- )

Pd: no obstante todo lo anterior, no me gusta cómo me mira ese hormiguero.

10:13 p. m.  
Anonymous D.E. escribió...

Y si acaso cree que todo lo anterior es desmedido, exagerado, imprudente e inoportuno, yo también.

:-)

Pero esto es lo que tiene. Cuando le salgan brazos a internet y yo pueda coger una de sus manos entre las mías y mirándole a los ojos decirle sonriendo: "jo, tío", entonces, ¡entonces!, podremos ahorrarnos lo de la mesita de centro y la mención de sus pies. Que por otra parte espero que sean dos y al recibo de la presente, se cuentren en el suelo. Y así.

Y creo que ya.

10:23 p. m.  
Blogger J escribió...

Estamos en el buen camino:

http://www.elmundo.es/elmundo/2009/08/25/ciencia/1251223403.html

12:37 a. m.  
Blogger Freman escribió...

Je, je, eso se lo dije a los neo-pés. Es el efecto "Starvin' Marvin". La verdad es que podríamos aplicar la propuesta a la especie humana. ¿Que los somalíes tienen una hambruna de cojones? Flotilla de helicópteros y los lanzamos sobre el Amazonas. Digo el Amazonas porque hay allí bichos y hierbas suficientes para comer (y para que te coman). Claro, los yanomamos protestarán, pero se les puede hacer el mismo caso que a los pingüinos.

9:51 a. m.  
Anonymous µßio escribió...

Parece aceptado, que sólo hubo un único impulso vital, y con el transcurso de eones, hemos llegado a compartir casa con los osos, cocodrilos y ... en el fondo, entre los unos y los otros nos hemos moldeamos, eso sí, en entornos diferentes, hasta llegar a ser lo que hoy somos. Así que esas especies en extinción, lo queramos o no, son parte de nosotros mismos y no sólo primos muy lejanos.

De otro lado, no sabía que se podía ser amigo de un Estado, y mucho menos tu, Freman.
Yo no soy amigo del Estado que me representa y administra y mucho menos de la Generalitat Valenciana, o de la misma Rita. Incluso tengo una cierta animadversión hacia el presidente de la comunidad de vecinos, el único, con el que sí, he tomado unas copas alguna vez.
Yo, que tu, me lo hacía mirar.
Pero claro; tu, que yo, a lo peor me dirías lo mismo.
¡Salud! Que a todos nos hace falta.

1:34 p. m.  
Blogger Freman escribió...

¿Y de dónde has deducido esas amistades por parte mía, mi estimado beocio? Yo sólo soy amigo de los reptilianos. En concreto, de las lagartas, siempre que estén de buen ver y no muy gastadas.

2:23 p. m.  
Anonymous µßio escribió...

Lo de las amistades, figura en una banderita y un texto que dice "I'm proud friend of Israel y he supuesto por reducción, que no te refieres a todos y cada uno de los israelianos, que por cierto tengo evidencias, que los hay admirables -pocos- y por desgracia también los hay detestables, por lo que, debes referirte al Estado mismo de Israel.

7:12 p. m.  
Anonymous µßio escribió...

Tengo bién merecido lo de "beocio" y no tanto lo de "estimado".
Así que gracias por lo de mi estimado beocio.
¡Salud!

8:06 p. m.  
Blogger Freman escribió...

Hombre, no es que sea "tan" fan de Israel. Lo soy, pero con templanza. Lo que sí detesto, para ser sinceros, es a los palestinos.

Lo de "beocio", por cierto, es gaussiano (no porque siga la curva de la campana, sino porque lo utilizaba el mismísimo Gauss). La asociación de ideas vino por las letras griegas del nick, por supuesto. Y en mi limitado repertorio, sólo conozco dos improperios con gentilicios griegos: beocio o lacedemonio (o laconizante, que significaba lo mismo).

9:12 p. m.  
Anonymous µßio escribió...

Pero detestas a todos los palestinos sin excepción? Yo, entre los israelienses, admiro a varios militares, o mas exactamente, hoy, ex-militares.
Los palestinos, en su gran mayoría no eligieron ser palestinos, como yo, no elegi ser de Almendralejo, sin embargo los israelitanos, mayoritariamente, si.
Y para mi, esa es una diferencia muy importante entre nativos y ocupas.
En cualquier caso ¡cuídate!

P.D.:
Lo de beocio, ha sido brillante, pues tiene además otras acepciones no tan gentiles, de las que carecen los lacedemonios.

10:31 p. m.  
Blogger Chess escribió...

Bueno, el lince no es tan tonto. Ten en cuenta que los conejos son como una plaga y él era el controlador de la población.

Si soltasen unos cuantos linces por la zona central donde ahora mismo hay problemas con los conejos, se morían de un empacho.

Y por cierto, parece ser que por tener ciertos signos en el blog, como una pegatina de apoyo a Israel, algunos personajes te meten en una lista negra. Qué asco.

Estoy hasta las narices de tanto odio e intransigencia.

Un saludo, Freman. :)!

3:08 p. m.  
Blogger Freman escribió...

Bueno, el lince no es tan tonto.

¿Recuerdas la que se montó cuando apareció aquella mierda de gato que todos decían que era de lince, y querían paralizar la construcción de una carretera?

algunos personajes te meten en una lista negra.

:) Hay listas negras en las que estar es un honor.

Por cierto, es un placer cada vez que te "manifiestas". Y no te pierdas el próximo post, que sé que te va a gustar...

3:58 p. m.  
Blogger Peggy escribió...

La Boa del motor del coche , habita entre las válvulas y asusta a los mecánicos ... verídico ...se lo dice una Albeitar .....

10:29 p. m.  
Anonymous Il Machia escribió...

ANIMALES EN PELIGRO DE EXTINCIÓN:

El "Richardis Wrightus PinkFloydus", comunmente conocido como Teclista Talentoso

5:57 p. m.  
Blogger Freman escribió...

Si necesitas a un tecladista, conozco al mejor.

12:13 p. m.  
Anonymous Anónimo escribió...

que le pasa no sea tan grosero ja que tal¡¡¡

1:44 a. m.  

Publicar un comentario

<< Inicio