martes, diciembre 26, 2006

¿La cuarta?

Los cuatro jinetes del Apocalipsis
¿Será éste el primer episodio "oficial" de la Cuarta Guerra Mundial? ¿Permitirán iraníes, sirios y saudíes la derrota de las guerrillas islamistas somalas? Si deciden intervenir, ¿permitirá Occidente una nueva bofetada de los teócratas islámicos? ¿O se quedará todo el asunto en una guerra más entre africanos?

Etiquetas:

7 Comments:

Blogger cruzcampo escribió...

Intentaran colarlo como rollete africano, no? Digo yo.

4:26 a. m.  
Blogger Freman escribió...

Ya están diciendo que el avance etíope cuenta con el visto bueno americano, y ya ha salido un enviado de la ONU perdiendo el culo para pedir el alto al fuego, cuando dicen que en 24 horas estarán los etíopes en Mogadiscio.

A lo mejor es verdad que existe Dios: un Dios al que sólo le interesa la Historia, con mayúscula y que despierta cada 30 o 40 años para escribirla, eso sí, con trazos grandes y torcidos. Ya estuvieron los rusos enredando en el Cuerno, como lo llaman los cursis. Estuvieron alimentando con hierro y plomo a la bestia somala y a la bestia etíope. Por lo que recuerdo, y puedo equivocarme, los eritreos quisieron separarse de los etíopes. Luego los somalos arremetieron contra los etíopes, enemigos ancestrales, o eso cuentan, y los rusos mandaron a los cubanos a hacerles el trabajo sucio. Les salió bien, porque los etíopes les tenían ganas a los somalos (tan bien les salió que pensaron que la victoria era suya, y salieron corriendo a empantanarse en Angola, donde los negritos no tenían tantas ganas de pegarse).

En aquel entonces, los etíopes eran los marxistas-leninistas de Mengistu Haile Mariam, el debelador de Haile Selasie, descendiente de Salomón y la reina de Saba. Ahora ya he perdido la cuenta de qué son, y ni siquiera sé si los eritreos siguen a lo suyo, o si los ha agostado la sequía. Lo que se nota es que siguen teniéndole la misma tirria a los somalos musulmanes.

Etiopía siempre me ha parecido un lugar misterioso. Dicen que en un templo etíope, encerrada dentro de siete capas de protección, guardan el Arca de la Alianza, aquella que causaba tumores a los filisteos con su sóla cercanía, y que sólo podían manejar unos pocos. Dicen también que las lenguas semíticas tuvieron su origen en aquella zona. Incluso hoy, los africanos más inteligentes que he conocido son etíopes... o más bien, eritreos, los de la franja costera separatista. No son bantúes: la raza negra que los europeos tomamos como prototipo y que en realidad, es relativamente reciente en la historia africana.

Creo que todo dependerá de lo que decida Ahmadineyá. El Cuerno de los cursis es un sitio estratégico. ¿Se resignarán los de la Umma a perderlo?

10:44 a. m.  
Blogger cruzcampo escribió...

Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

3:14 a. m.  
Blogger cruzcampo escribió...

Quizas Menelik sabia demasiado y hablaba poco? En fin, la leyenda y la realidad a veces se mezclan demasiado.


Y tienes razon, no domino el tema, pero la cornamenta africana es lugar ambicionado y misterioso donde muchas cosas han sobrevivido increiblemente de padres a hijos. Una de las zonas mas antiguas del mundo.

Pero un dia llego el socialismo. Y asomo su jeta el Islam. Sumale a eso las peleas del vecindario.
Lo de siempre.

3:48 a. m.  
Blogger titolivio escribió...

Vengo con cierta frecuencia a su blog, y aunque mantenga diferentes opiniones, le debo felicitar.
Tengo una curiosidad que no romperá su anonimato ¿Es ud. el FremanB del blog de Pio Moa?
Bastará con que me indique sí o no en el citado blog. Cuenta con mi mayor discrepción para evitar que le inunden su blog. Una vez leido este comentario, le recomiendo lo borre. Atentamente:titolivio

8:46 p. m.  
Blogger Freman escribió...

Hola, Titolivio. El mismo que viste y calza. No te preocupes por lo otro. Y bienvenido.

9:14 p. m.  
Blogger Franze escribió...

Buenas Freman, a mi este tema me apasiona y me hace ver, que hay esperanza Etiopia ha demostrado estos dias grandes cosas y hay que felicitarse. Saludos

11:37 p. m.  

Publicar un comentario

<< Inicio